EL INHÓSPITO CAMINO DE EXILIO

Adiós, ríos; adios, fontes;
adios, regatos pequenos;
adios, vista dos meus ollos:
non sei cando nos veremos.

(Rosalia de Castro)

exilio (2)El exilio es incierto, salir de casa sin rumbo ni billete de vuelta, pero se llegó a convertir en terrorífico. El 27 de enero se celebra el día internacional  para recordar a las víctimas del holocausto, es de recordar también que ciudadanos de estas tierras terminaron con sus huesos en la prisiones nazis y algunos no las sobrevivieron. Aquellos lugares fueron el final de un largo periplo de guerra, exilio y miseria al que se vieron sometidos. Hace dos años preparamos una entrada en el blog, que hoy queremos recordar.

CIUDADANOS DE LAS MERINDADES EN LOS CAMPOS DE MAUTHAUSEN Y GUSEN.

España ha tenido una intensa historia de expatriaciones por causas religiosas y políticas, desde  los Reyes Católicos: se ha expulsado al exilio a musulmanes, judíos, moriscos, protestantes, afrancesados, liberales, republicanos, socialistas, comunistas y anarquistas.  Pero con Franco, a diferencia de los anteriores exilios contemporáneos, no se redujo a un grupo de figuras políticas, sino que fue masivo. A la tragedia humana y personal de los desterrados, se añade el vacío que dejaron. Tampoco tuvo una duración corta en el tiempo de 4 o 5 años, sino que duró hasta el final, la desaparición del dictador: 40 años. El exilio español republicano se dilató en el tiempo, como nunca había ocurrido con ningún otro exilio en la historia de España. Nunca habría paz, ni piedad, ni perdón en la España de Franco.

No fue fácil el exilio, y menos cuando se establece de forma masiva. A las grandes dificultades  y carencias materiales con los que salieron, habría que añadir que en la mayoría de las ocasiones no pudieron trabajar, con lo cual tampoco se podían ganar su sustento. Si en un primer momento a donde se dirigieron nuestras gentes estaba algún tipo de lazo, bien familiar, bien de amistad. Pero con el tiempo el desarraigo cultural era el destino, la lejanía definitiva de la tierra.

DIVERSOS TIEMPOS DE EXILIOS

refugiados 1937El exilio interno a Santander fue un primer paso que se dio en julio de 1936  y siguió durante la guerra. Nada más tener noticias del golpe de Estado y ante las posibles represalias que los franquistas pudieran tomar contra ellos, muchas personas huyeron de sus hogares, dirigiéndose a zona “segura”, bien escondidos en los montes, bien camino de las zonas controladas por los leales al Gobierno: Santander y Bizkaia fueron los más cercanos y donde se les acogió. Los más jóvenes se enrolaron en las milicias para defender las libertades, de ello buenos ejemplos son el Btallón Octubre y el Batallón 124 con sede en Villasana, muchos batallones se completaron con los exiliados de sus casas. Fue un primer exilio para muchos de ellos

Argeles-sur-Mer, France 1939Una vez perdida la guerra en febrero de 1939, aproximadamente medio millón de personas tomaron el camino del exilio en el extranjero, la mayoría de ellos en Francia  a través de los Pirineos. A África por Levante huyeron unas 15.000 personas. El exilio republicano de 1939 constituye uno de los fenómenos migratorios y represivos más importantes de nuestra historia reciente. Los refugiados, padecieron inicialmente duras condiciones de vida, que se agravaron al iniciarse la Segunda Guerra Mundial. No tuvieron buena acogida por parte de los franceses.

Como hemos apuntado la huída a Francia fue en condiciones muy precarias, frío, hambre, bombardeos. Una vez allí, la mayoría dieron con sus huesos en los campos de internamiento, del sur de Francia, vigilados por gendarmes franceses y soldados senegaleses. En  los barracones, entre el hacinamiento, el hambre, la enfermedad y la desolación de quienes habían perdido familia, amigos, trabajo y posición. Las autoridades francesas les trataron como a perros.

A la angustia de los exiliados se sumó el pavor ante un inminente reconocimiento de Franco por Francia e Inglaterra, con las consiguientes deportaciones y el estallido de la II Guerra Mundial.  La actitud del gobierno francés desde el 1939 hasta la ocupación alemana fue lamentable, llevo a los republicanos a abocarles en un trágico destino: Cuando no fueron las repatriaciones, voluntarias y forzosas, se tuvieron que alistar a trabajos forzosos, o ingresar en la Legión Extranjera en un momento en que la descomposición de su país se extendía a toda Europa. Entre esas posibilidades México brillaba como un sueño,  la reemigración fue difícil, casi no se ofertó solo al Méjico de Lázaro Cárdenas o al Chile de Neruda.

La situación internacional continuaría empeorando con la caída de París en junio de 1940, la ocupación alemana de Francia y la constitución del régimen de Vichy del mariscal Pétain.

quanzaTras la ocupación alemana 40.000 exiliados españoles fueron enviados a Alemania, de ellos 8.000 a campos de concentración. Con la contienda bélica europea, algunos exiliados, los más afortunados pudieron emigrar a América (México, Venezuela y Argentina, sobre todo), de estos la mayoría no volvió. En la parte de Vichy se ofertó México, unos 23.000 refugiados tuvieron más suerte, o relaciones o prestigio y pudieron huir a América. A partir de 1939, cerca de 20.000 encontrarían un nuevo hogar en México.

Hubo un importante regreso de exilados en  1940 a consecuencia de la ofensiva alemana, unos voluntarios y otros entregados como Lluich Companys y Julián Zugazagoitia. Dos tercios del medio millón acabarían volviendo a España después.

Hubo más dificultades, como la rivalidad de las organizaciones españolas (JARE de los allegados a Prieto y la SERE cercana a Negrín) que competían por ayudar a los refugiados, las diferencias de criterio en la selección de los asilados por parte del Gobierno mexicano e, incluso, la conveniencia o no de sacar de España a hombres en edad militar antes del fin de la guerra.

LOS NIÑOS DE LA GUERRA

ni_a_madrile_a_hija_de_refugiados_republicanos_en_Barcelona_1939_Margaret_Bourke_WhiteOtro aspecto del terror de la guerra y del exilio fueron los niños. Como es obvio se organizaron desde las zonas donde la jurisdicción estaba en manos gubernamentales, se trataba de salvar a los niños antes de la llegada de los franquistas.

También de Arija y los pueblos cercanos marcharon en 1937 los niños de la guerra. En su recorrido muchos pasaron por Bélgica, donde algunos recibieron asilo y otros continuaron hacia Rusia. Muchos no volvieron, como Faustino, Antonio Espeso, el hijo del veterinario, Herminia Pérez, José María Saiz, Mariano Puente, Josefa de Villacorta, Angélica Picos, que se quedaron en Bélgica. En el Blog de Arija encontramos unas fotos de niños de la guerra enviadas por José Puente: La llegada (1937) , y con sus padres adoptivos (1939).  También hay fotos de  la familia García Lantarón, de Llano de Valdearroyo, marcharon a Bélgica tres hermanas.

Niños de Las Rozas  fueron evacuados a la Unión Soviética en 1937. Rubén Gutiérrez publicó un interesante artículo en Cuadernos de Campoo.

Desde el Valle de Mena también se organizó la evacuación de niños, en este caso al parecer era Rusia el destino. Un accidente frustró la salida de niños. (¿Alguien tiene más noticias de esta historia?

Así esquemáticamente nos hemos introducido en uno otro de los desastres que se gestaron a mediados del siglo XX en nuestra tierra. En el caso del exilio el desarraigo trajo consigo el desarraigo, el olvido y la lejanía; aspectos todos ellos que dificultan el conocimiento de lo acaecido en aquella época.

La intención de este blog es ir construyendo los listados de ciudadanos que marcharon al exilio y recuperando su memoria. Queremos recoger testimonios y datos. ¿Cuántos ciudadanos de Las Merindades marcharon  al exilio? En nuestra tierra hay un gran desconocimiento de las personas que se vieron forzadas a abandonar nuestra tierra, con el exilio en muchos casos rompieron con las raíces. Escribe a merinmemo@gmail.com

 

Algunas web relacionadas a continuación:

Anuncios

Acerca de Las Merindades en la memoria.

Una invitación a participar en una INVESTIGACION ABIERTA Y PARTICIPATIVA. Y simultaneamente un espacio de homenaje a las victimas. Haz algo. Contactanos merinmemo@gmail.com
Esta entrada fue publicada en I) Represión, exilio y prisiones y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s